RANDY FITZSIMMONS: LA MUERTE DEL GENIO CREATIVO DE LOS HIVES

Después de una década, la banda sueca favorita de la comunidad festivalera, The Hives, por fin publicaba lo que era su prometido álbum, este fue titulado “The Death of Randy Fitzsimmons”, cuya historia narrativa nos despide de un gran personaje.

Este es el sexto álbum de la banda pero tardaron 11 años después de haber publicado su joya “Lex Hives” en aquel 2012, sí, lo que se prometía hace tiempo y desde su última visita en 2019 como un hecho, tardó más de la cuenta pero esta es una historia significativa.

Vamos por partes, ya que tenemos que hablar de muchas cosas como ¿Por qué tardaron tanto? ¿Qué hacían todo este tiempo? Y lo importante ¿Quién carajos es este Randy?

Randy Unkwon:

A partir del moderado éxito del disco “Veni Vidi Vicious” en 2002, la fama tendría que llegar y tras varias entrevistas con MTV u otros medios de la época, mencionaban a un integrante extra que no estaba arriba del escenario pero era el genio creativo y compositor del grupo, se llamaba Randy Fitzsimmons.

Todo inició con él, siendo Randy quienes los reclutó en el pequeño pueblo de Fagersta, él era el compositor de las letras y los dirigía como banda, era la cabeza sin ser visible; tras varios años de permanecer en el anonimato y que los fans se encargaran de buscar a este supuesto compositor, se llegó a la conclusión de que era un seudónimo que utilizaban algunos integrantes y como algunas rolas se daba créditos a Nicholas Arson, esto quería decir que el verdadero nombre de Nicholas y Randy era Niklas Almqvist.

Aunque esto fue desmentido por la banda y para el “Tyrannosaurus Hives” se publicó una portada donde habían unas piernas extras, las piernas de Randy, quién seguía ocultando su rostro. Pasaron los años y la verdad muchos dejaron aún lado esta historia, se enfocaban mejor en la música en vivo, incluso en una entrevista en 2019 para Sopitas declararon:

“Es real, pero más bien, lo que pasó hace unos años cuando no hacíamos mucho, era que él tampoco estaba presente.

Para escribir canciones, supongo.

Él es una persona que no quiere ser entrevistado, yo supongo, alguien que no quiere ser  famoso. No sé si lo llamaría amigo, pero él es importante para nosotros. Un verdadero estúpido.”

-Pelle Almqvist

La Producción:

Tras por fin anunciarse en la primavera del 2023, se había publicado el primer sencillo “Bogus Operandi”, y de ahí con la gran fama que ya tenía la banda por sus presentaciones en festivales anteriores como Corona Capital GDL, Glastonbury entre otras, el público lo recibió con total éxito, ya para cuando su publicaba el 11 de agosto de este año, fue reproducido a más no poder, teniendo calificaciones de 4.5 a 5 estrellas en medios como The Guardian, Metacritic o Pitchfork.

Este disco tardó 11 años después del gran éxito que tuvieron los Hives y aquí el título lo decía todo, era una despedida digna a lo que alguna vez fue su compañero misterioso, el que los hizo exitoso, descansaría y daría paso a una nueva era con “The Death of Randy Fitzsimmons”.

Patrik Berger, mejor conocido por trabajos en conjunto con Charlie XCX o Taylor Swift, ya ha ganado el Grammy a Mejor Productor del Año en dos ocasiones. Pues él estuvo detrás de la consola para lograr el sonido garaje característico de los suecos. Y como curiosidad, este se grabó en el estudio de Benny Andesrson en Estocolmo (Así es, el de ABBA).

Aquí nos aclararon por fin dos interrogantes, una más reciente, sobre quién sería el nuevo bajista, y fue The Johan and Only, después de la salida de Dr. Matt Destruction, por lo que se usaban bajistas de apoyo para las giras que tenían como en la del 2019 junto a Miles Kane y Arctic Monkeys.

También aclararon en el comunicado de prensa el porque del título del álbum, y era para representar la ausencia de música nueva que tuvieron en estos largos años, ya que Randy se encontraba incapacitado para poder ejercer su única labor dentro de la banda, y ellos ya eran más autónomos para escoger sus propias fechas y darlo todo en el escenario.

¿UNA MUERTE REPENTINA O PLANEADA?

Como ya le has leído, entre broma, Nicklas es el autor de este seudónimo, ya que también él es el compositor principal pero la verdadera razón de dejar ir ahora a Randy, es que ha pasado por mucho.

Problemas de salud no especificados, pero que si nos ponemos creativos por el análisis, tras la pandemia y el encierro, tal vez este covid pudo ser uno de los factores que alteró a Randy así como a muchos miles de la industria. La mortalidad mundana, la realidad y apatía mundial chocó por fin con la ideología de la banda, con el corazón y tal vez el cansancio hizo que este último aliento para Randy se convirtiera en una furia desatada en las grabaciones y temas como “The Bomb”, cuyos estribillos y riffs nos recuerdan a la explosiva “Tick Tick Boom”.

La portada es un ataúd del cual, evidentemente tenemos la vista de un asistente más, y nos hace tener envidia por saber que pocos son los que en esta última foto, podrán conocer el rostro tan misterioso que se forjó a sí mismo Randy.

Pero es un espacio fúnebre, al menos en la portada, la verdad es que es una fiesta impulsiva y de slam todos los 14 tracks que conforman este disco. Pero fuera de la temática ¿El disco es bueno musicalmente?

Sí pero también tiene su atajo. Si es verdad que el sonido de The Hives es único en las últimas décadas, muchos lo han descrito como una fórmula que se vio en el disco anterior, no tratan de innovar, pero tampoco se alejan de lo que los hizo exitosos. Es decir, suenan igual pero no me mal interpreten.

No es un sonido arriesgado o que aburra, es el sonido Hives que amamos y aunque los temas sean buenos, tampoco encontramos ese “Come On!” legendario que se usaría como soundtrack, pero nada mal, no decepcionó y quieres escucharlo en vivo.  Ahora por último, hablemos del éxito que se han forjado.

Al menos para el caso mexicano, son una banda muy querida, por lo menos de su país es la más exitosa aquí actualmente, ofreciendo más conciertos que antes del 2019, el doble según la misma banda. México es el público deseada por cualquier banda y ellos lo saben aprovechar, interactuando con sus fans, dando prioridad a las fechas de aquí.

Tan solo en 2023 sonaba la noticia de que la banda quería armar una franquicia por tanta demanda que tenía para tocar, pero si lees esto (que se escribió en 2024), para nosotros como mexicanos estamos siendo invadidos de la locura sueca.

Anunciaron su show más grande en la CDMX, siendo el Palacio de los Deportes y teniendo post en Facebook tan legendarios como este, incluso escuchando a los fans y auto comparándose a Los Tigres del Norte.

Después de eso, anunciaron su participación para dos festivales, en Chihuahua para Tecate Supremo y en MTY con Live Out; esto tras el éxito y la aceptación que tuvieron en ya icónica presentación del Corona Capital 2023, donde puedes buscar el vídeo que ellos mismo grabaron para su canal, un show sublime.

A estas alturas, agradecemos la participación de Fitzsimmons, ficticia o real, sin duda fue un pilar para tantos años de construcción musical para el grupo, pero afortunadamente se pudieron dar trabajo por sí mismos, y estamos complacidos con ellos, con su calidad en grabación como en vivo, una acto que nadie se querrá perder.

ÚLTIMOS ARTICULOS

ARTÍCULOS RELACIONADOS